La bronca del Día de la Constitución en España


constitucion

En España, el Día de la Constitución es festivo nacional. Se conmemora la celebración del referéndum de 1978 en el que el pueblo español aprobó, por amplia mayoría, la actual Constitución. Durante el 6 de diciembre, la Administración del Estado, las Fuerzas Armadas y los centros educativos celebran diversos actos conmemorativos.

La Luna en Piscis hace todo lo posible para mantener la calma este martes Día de la Constitución, facilitándonos silenciosamente cierta tranquilidad a lo largo de la jornada e intimando con Neptuno en una ensoñadora conjunción.

Sin embargo, la adicción a la adrenalina – en forma del sextil de Marte a Urano – toma el mando el Día de la Constitución en España. Nos inspira a asumir riesgos y abrir nuestras vidas a nuevas empresas. Eventos inesperados pueden alimentar nuestras tendencias expansivas, sacándonos del estancamiento y haciendo disponibles opciones interesantes y satisfactorias.

Por este motivo, como titulaba García Márquez en su famoso libro «Crónica de una muerte anunciada», llevamos varios días escuchando noticias de boicot en Cataluña, contra programación en Valencia de actos de celebración y algunas otras manifestaciones en contra. Una bronca que refleja estas tendencias astrológicas. Y que inevitablemente confluirán este día con actuaciones que lo reflejen.

Más allá de consideraciones políticas y patrias reivindicaciones, puede ser un día muy interesante para pensar calmadamente sobre el tema e inspirar nuestras mentes hacia soluciones armónicas.

Continuando en nuestro viaje astrológico semanal, los globos que volaron alto ayer pueden ser desinflados rápidamente el miércoles por la mañana, pinchados por el alfiler ofensivo controlado por una serena y algo depresiva cuadratura Luna-Saturno (18° 30′ Piscis-Sagitario).

Afortunadamente, los aspectos lunares suelen durar poco tiempo, y los efectos desaparecerán pronto de nuestra conciencia, asistidos por la encantadora Venus mientras camina hacia Acuario, amante de la libertad. La Diosa del Amor puede resistir los pequeños apegos durante el resto de 2016, pero con mucho gusto pasará tiempo con amigos con los que pueda ser auténticamente ella misma.

La Luna pasó el día de ayer vacía de curso y girando los pulgares, pero el jueves entra en el excitable Aries. Aliviada, al sentirse energizada nuevamente, la Luna está lista para actuar – pero ese entusiasmo se golpea contra un muro cuando una cuadratura lunar a Mercurio en Capricornio revela los problemas que pueden surgir cuando conducimos/manejamos demasiado rápido sin conocer las carreteras.

Los madrugadores del viernes quizás desearían haber permanecido en la cama más tiempo, una vez que sientan los efectos de la poderosa cuadratura Luna-Plutón. Pero incluso aquellos que todavía están dormidos no pueden escapar de este desafío emocional, encontrando cuando despiertan que han estado luchando mientras soñaban. Las tensiones comienzan a disminuir a medida que se despliega la mañana; un trígono Sol-Luna reaviva nuestro sentido del optimismo, seguido unos minutos después por una entusiasta oposición Luna-Júpiter (180°).

La vida parece estabilizarse brevemente cuando la Luna lanza un trígono a Saturno menos de una hora más tarde – pero nuestro estado de ánimo podría cambiar de nuevo. La Luna se une a Urano en Aries, una alineación que estimula las acciones impulsivas o rebeldes. El optimista sextil Sol-Júpiter (18° 15′ Sagitario-Libra) podría compensar las tensiones, aunque para algunos sólo servirá para aumentar su falta de atención a las consecuencias.

Una conjunción Sol-Saturno (18° 51′ Sagitario) tiene lugar durante el sábado, sirviendo como una prueba de realidad para aquellos que han sobrepasado los límites del comportamiento racional.
La Luna contribuye al cambio de energías a medida que entra en el terrenal Tauro y luego hace una cuadratura a Venus, el equivalente a un lento paseo en bicicleta debido a un neumático desinflado. Una semi-cuadratura Venus-Saturno, confirma que este sábado 10 de diciembre de 2016 debemos lidiar con algunas realidades incómodas.

A medida que amanece el domingo, un trígono Luna-Plutón en signos de tierra nos convence brevemente de que estamos en control de los acontecimientos – pero los aspectos solares de hoy son la influencia más fuerte, manteniéndonos firmes mientras tratamos de navegar realidades cambiantes.

Creciendo en efecto durante todo el día tiene lugar un excitante trígono Sol-Urano que proporciona el combustible para cualquier cohete que desee lanzarse. En contraste, el Sol también se encontrará en una cuadratura a Quirón (20° 43′ Sagitario-Piscis), un aspecto desafiante que puede socavar nuestra confianza en nosotros mismos y plantear muchas preguntas temerosas del tipo: «¿y si?».

Si nos tomamos el tiempo necesario para reconocer y apoyar a ese niño temeroso que todos llevamos en nuestro interior, en lugar de ignorarlo o de ser impaciente con él, se incrementará nuestro potencial de obtener resultados positivos.


Comparte el artículo:

Comenta tus impresiones