Urano

simbolo-de-urano

Urano es eléctrico e intenso, y así se refleja en todo lo que toca en la carta astral. Este planeta fue descubierto en 1781 por el profesor William Herschel, de ahí que su símbolo se asemeje a una H, en honor, precisamente a su descubridor.

También podemos ver este símbolo como una especie de antena que, mediante sus barras laterales, absorbe y transmite la electricidad. Esta interpretación del símbolo va en sintonía con su influencia en la carta.

Dignidades y debilidades

Domicilio: Acuario
Exaltación: Escorpio*
Exilio: Leo
Caída: Tauro*

*No hay acuerdo sobre su exaltación o caída, algunos astrólogos argumentan que los planetas modernos no encajan en el sistema tradicional de asignación de dignidades a los planetas.

Astronomía

Como comentaba más arriba, Urano fue descubierto ya en la modernidad; fue el primer planeta del que tuvimos constancia más allá de Saturno.

El planeta helado es cuatro veces el tamaño de la Tierra, además hay una distancia entre ambos de 2543 millones de kilómetros. Tiene un diámetro ecuatorial de 51118 km y su distancia respecto al Sol es de 2883 millones de km. Necesita alrededor de 84 años para dar una vuelta completa al Sol y tiene un movimiento diurno máximo de 4 minutos de arco, aunque el movimiento medio es de solo 42 segundos de arco.

Sorprendentemente, el eje de rotación del planeta está situado en tal ángulo que, prácticamente se encuentra dentro de su plano orbital. Urano, al igual que los otros planetas, también dispone de múltiples satélites y de un sistema de anillos. En total, tiene 27 satélites conocidos.

Urano está retrógrado una vez al año.

Mitología

En la mitología griega Urano (Caelus para los romanos) es el dios del cielo, esposo de Gea, y padre de Cronos, del resto de titanes y de los cíclopes. Urano no permitía que sus hijos salieran del vientre de Gea, así que se ganó su odio, aunque todos le temían demasiado como para hacer algo.

Exceptuando a Cronos, que fue el hijo que se atrevió a salir del vientre materno y enfrentarse a Urano. El dios del tiempo pilló a Urano desprevenido y le cortó los testículos con una hoz, éstos cayeron al mar y se generó una espuma de la cual nació Afrodita, según otro de los mitos.

No obstante, antes de ser derrotado, Urano vaticinó la caída de Cronos, el cual, posteriormente, corrió el mismo destino que su padre a manos de su hijo Zeus.

Ciertos astrólogos no creen que la mitología de Urano y las cualidades que aquí desprende encajen con las del planeta astrológico. Sin embargo, sí que consideran que que Prometeo, aquel que llevó el fuego a la humanidad y se rebeló contra Zeus, encaja mejor con esta descripción de las cualidades astrológicas uranianas.

No obstante, cuando entendemos a Urano como el telón de fondo del cielo, con todos sus cuerpos celestes y sistemas climáticos, parece una descripción adecuada para la astrología puesto que Urano es imprevisible.

Urano en la carta astral

A partir de Urano, al bloque de planetas formados por Urano, Neptuno y Plutón se les denomina «transpersonales» o «generacionales». Son planetas de ciclo lento, que tardan muchos años en moverse por el Zodiaco, y afectan por ello más a generaciones y colectivos que a personas individualmente.

Su influencia, por regla general no es tan fuerte cuando actúan solos en una Casa, a no ser que entrelacen su energía con un planeta personal o social, o con un punto vital de la Carta (Ascendente, Medio Cielo, etc.), entonces sí que pasan a cobrar importancia manifiesta.

Urano representa el cambio, las alteraciones, los imprevistos, las reformas. Tiende a hacer que el individuo busque su propia individualidad. Es el planeta que nos da
el impulso hacia la aventura, lo diferente, lo original, lo innovador. Sirve para indicar el nivel de independencia y autosuficiencia que podemos conseguir llegar a tener, o deseamos intensamente.

Se asocia con las rupturas, las separaciones, los divorcios, los cambios o acontecimientos imprevistos. Muchas veces actúa en nuestra vida a través de amigos o asociados.

Nos indica también lo raros que somos, el nivel de rarezas, extravagancias y neurastenias que poseemos en nuestro interior, lo originales que podemos llegar a ser. Es un planeta también asociado a las colectividades, los clubs, las asociaciones luchadoras, vanguardistas o pioneras, pero que al final siempre acaba anteponiendo la individualidad por encima de la colectividad.

Por lo dicho, la posición de Urano en los signos dentro de la carta natal se suele considerar menos importante que la posición y los aspectos de su casa, puesto que, como hemos dicho, es un "planeta generacional".

Urano permanece en un signo durante siete años; por tanto, todos los individuos que nazcan durante dicho periodo compartirán signo.

En una carta astral expresa el potencial de liberación del individuo, es revolucionario y también se asocia con el desarrollo y los avances.

La posición de la casa de Urano puede mostrar dónde un individuo tiende a ser poco convencional, espontáneo, original y propenso a romper con las convenciones.

Antes del descubrimiento de Urano la libertad y la falta de convencionalismos no eran cualidades apreciadas por la sociedad y sus individuos; la libertad individual comienza a volverse una cualidad importante tras descubrir a este planeta. Por tanto, Urano sugiere un movimiento temporal que va más allá del sentido de la autoridad y sociedad jerarquizada de
Saturno.

Cuando Urano realiza un aspecto con otro planeta, sobre todo a los personales, incita rebeldía en lo que el planeta represente. Los aspectos de Urano también están asociados con momentos de inspiración que pueden traer una comprensión repentina e intuitiva de ideas complejas.



Comenta tus impresiones

Add Your Reply